25/11/2021
Previous
Next

¿Por qué existe una guerra entre contenido streaming y publicidad en Internet?

Dentro de todo el caos generado por la COVID 19, nuestra civilización ha sobrellevado la situación gracias a un ajuste de hábitos en las actividades cotidianas con la ayuda de la tecnología. La mercadotecnia ha hecho que el Internet esté repleto de publicidad, por lo que es casi imposible entrar a un sitio web libre de propaganda; sin embargo, la pandemia forzó a las empresas a cambiar esta técnica en publicidad.

Un estudio de mercado proporcionado por la empresa analista en marketing Kantar arrojó evidencias de una reducción del 24 % en la inversión de publicidad por internet por parte de empresas en todo el mundo durante el segundo cuatrimestre de 2020. Según el estudio, mercados importantes como la promoción de bienes durables, telecomunicaciones, servicios financieros y servicios de la salud han ido recuperando su posicionamiento en Internet en la promoción de sus productos y servicios.

Ahora, ¿por qué importa tanto invertir en material publicitario? En primer lugar, porque Internet es el medio masivo que más usuarios tiene globalmente en el presente. Ligado a esta idea, un experto en marketing de la empresa Kantar dijo que “dejar de invertir en publicidad representa para las empresas una pérdida de ingresos brutos de al menos un 2 %”, lo que en ingresos se traduce como una pérdida significativa.

Ahora la estrategia radica en doblar esfuerzos y encontrar nuevos métodos que creen vínculos con los usuarios a través de las campañas publicitarias que muestren contenido creativo. El uso de las redes sociales y la contratación de influencers son las dos herramientas que han dado mejores frutos al momento de lanzar campañas.

Por otro lado, el material multimedia streaming va ganando terreno cada vez más en la vida de los usuarios, ya que este tipo de contenido multimedia ahora ocupa el 36 % de espacio en el consumo general de internet en Latinoamérica, Medio oriente, África y Asia oriental. De hecho, en Estados Unidos, el material multimedia de este tipo abarca el 56 % de búsqueda y consumo en plataformas como YouTube y aplicaciones de reproducción de podcasts. Todo esto es gracias al confinamiento que, como se dijo al principio, modificó los hábitos de consumo previos a la pandemia y los ha transformado en nuevas costumbres que ahora nos acompaña en esta nueva normalidad.

Aunque todavía estamos muy lejos de terminar con las medidas sanitarias y de restricción, la competencia por el espacio en la búsqueda de millones de usuarios de internet ahora se disputa entre aquello que se desea ver como medio de entretenimiento y aquello que surge de una necesidad de promoción por empresas internacionales. Resulta innegable que el mercado web adquiere progresivamente relevancia en este mundo tan globalizado que rompe barreras culturales y geográficas, por lo que queda ver qué tipo de contenido realiza su mejor inversión para crecer en el negocio digital; si las empresas creadoras de streaming o aquellas que emplean nuevas estrategias de promoción.

Fuente: ARVM.

Categorías