Un Ángel con 50 señales para la Ciudad

Un homenaje a todo lo que la industria de la Radio ha hecho por la Ciudad

MARCELO EBRARD CASAUBÓN

La Glorieta de la Radio fue creada en el 2004 con el propósito de rendir tributo a quienes, con su talento, han fortalecido la comunicación entre la Radio y los habitantes de la Ciudad de México. Ubicada inicialmente en Periférico y Palmas (frente al Conservatorio Nacional de Música), el 3 de diciembre de 2012, fue reubicada de Bosques de las Lomas, renovando el paisaje del lugar justo en el encuentro de las calles Bosques de Ahuehuetes y Bosque Paseo de la Reforma.

El Ángel de la Radio, obra que engalana esta Plaza, es creación de Sebastian, escultor mexicano cuya obra monumental urbana está ubicada en muchas ciudades de México, Estados Unidos, Japón y Europa. Lo que complementa a perfección uno de los objetivos de la Glorieta de la Radio: refrendar el espíritu de integración de la Radio y aportar una obra de incuestionable valor artístico.

La inauguración de la Plaza de la Radio estuvo encabezada por Marcelo Ebrard Casaubón, en su calidad de Jefe de Gobierno del Distrito Federal y Andrés Sánchez Abbot, Presidente de la ARVM.

Sánchez Abbott mencionó que “un espacio como éste adquiere una mayor importancia cuando la gente decide hacerlo propio, reflexionar en sus motivos y sentirse parte de su historia. Esta plaza quedará como patrimonio de los habitantes de la ciudad y como monumento al gran compromiso que tiene la Radio con aquellos a los que sirve”.

Marcelo Ebrard señaló que se ha hecho “en homenaje a todo lo que la industria de la Radio ha hecho por la Ciudad”. Agregó que es “es muy merecido que tengamos un espacio público dirigido a la Radio”.

Los radiodifusores de la Ciudad de México, así como las autoridades capitalinas, coincidieron en la importancia y beneficio que conlleva el generar y alimentar esa estrecha comunicación entre los radioescuchas y la Radio; lo que en repetidas ocasiones ha valido de ideal vínculo al Gobierno de la Ciudad para acercarse a sus habitantes.